Licencias de conducir evitarían casos como el de Villavicencio

Licencias de conducir evitarían casos como el de VillavicencioLicencias de conducir evitarían casos como el de Villavicencio

Activistas renuevan sus exigencias para que el gobernador Cuomo permita que los indocumentados puedan sacar la tarjeta de identidad estatal

Ramón Frisneda

Brooklin, NY.- El caso de Pablo Villavicencio ha calentado más la polémica sobre la necesidad de permitir que los inmigrantes indocumentados en el estado de Nueva York también puedan sacar las licencias de conducir, y contar así con un documento de identidad aceptado a nivel federal.

Este jueves, el co-director ejecutivo de Se Hace Camino Nueva York, Javier H. Valdés, pidió al gobernador Andrew Cuomo que extendiera la posibilidad a todos los neoyorquinos, sin importar su estatus migratorio, a sacar la licencia de conducir.

“Pablo Villavicencio estaría con su esposa e hijas ahora mismo, si Nueva York hubiese seguido el liderazgo de otros doce estados y permitiera el acceso de todos a las licencias de conducir, sin importar su estatus migratorio”, dijo el activista, agregando que el gobernador Cuomo “tiene que hacer más que sólo ofrecer palabras de aliento a las familias inmigrantes”.

Valdés insistió en que si de verdad el Gobernador quiere pararse con fuerza frente a las medidas antiinmigrantes del presidente Donald Trump y proteger a nuestra gentes, “debe extender ahora el acceso a las licencias de conducir para todos”.

Cyntia Nixon, quien compite con Cuomo por la nominación demócrata para la gobernación, también dijo este jueves que “este es un claro ejemplo de que si en verdad queremos ser serios en proteger a los inmigrante, debemos darle licencias de conducir a todos, sin importar el estatus migratorio. Cuomo puede hacerlo, si es que en verdad es serio, usando una orden ejecutiva”.

Y es que al igual que muchos indocumentados, Villavicencio se arriesgaba a diario a ser detenido por conducir un vehículo sin contar con una licencia. El ecuatoriano se ganaba la vida y mantenía a su familia haciendo entregas de pizzas.

El IDNYC no evitó arresto

La única identificación que tenía el padre de familia era la tarjeta de identidad que otorga el gobierno municipal (IDNYC), y eso no fue suficiente para evitar que escapara de manos de ‘La Migra’.

El viernes de la semana pasada cuando el ecuatoriano acudió a base militar Fort Hamilton en Bay Ridge, en Brooklyn, para hacer un delivery de pizza, en la garita de seguridad los policías militares le pidieron que se identificara. Allí fue cuando Villavicencio mostró su IDNYC, creyendo que sería suficiente para mostrar quién era.

Pero para sorpresa del inmigrante, los uniformados le indicaron que ese documento no era válido como ID en esa institución federal, y al no contar con una licencia de conducir estatal, le realizaron un “chequeo de identidad” y fue allí cuando descubrieron que tenía una orden de deportación pendiente.

Paso seguido, los militares se comunicaron con el Servicio de Inmigración y Ciudadanía (ICE), que procedió a su arresto. “La persona fue dirigida al Centro de Control de Visitantes para obtener un pase diario. Tras firmar una autorización accediendo a una verificación de antecedentes -que es el proceso estándar de control de acceso del Departamento del Ejército para todos los visitantes- se descubrió en el archivo una orden activa de Inmigración y Aduanas. El personal del Departamento de Servicios de Emergencia procedió a contactar a las autoridades apropiadas, transportó y entregó a la persona al Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de los EEUU para su posterior procesamiento”, detalló la oficina de Relaciones Públicas de Fort Hamilton.